ACRG/ febrero 4, 2016/ Historia

Hospitales en el CRG

Otro apartado histórico a considerar son los Hospitales del Camino. El más importante de todos ellos y del que tenemos un amplio estudio por parte de Arturo Álvarez,  lo describe así:

El Hospital del Obispo

Unida al Camino Real aparece la casa del Hospital del Obispo. Esta famosa casa, situada en el valle al que da nombre, Valle del Hospital, rodeada de frescos prados y de frondosos robledales sirvió de refugio para “los peregrinos que pasan por montañas yermas, sin poblado alguno, y muchos mueren por el campo”, como se recoge en el privilegio que Pedro I el Cruel otorga en Sevilla el doce de Octubre de 1360 para que se funde una venta en el puerto de la Cereceda y se ponga a su servicio a dos matrimonios, vecinos de Guadalupe,  que tendrán viandas francas y libres y estarán bajo la autoridad del Prior del Monasterio. El lugar escogido es un antiguo refugio de caza de Pedro I o de su padre, el rey cazador, Alfonso XI.

En este Hospital se ofrecía hospedaje y descanso a todos los caminantes que se dirigían a visitar a la Virgen Morena. Tuvo su mayor apogeo durante el siglo XV y el XVI coincidiendo con el esplendor del Monasterio de Guadalupe,  centro cultural y espiritual de la época.

Hospital de San Andrés

Fundado en 1517 por D. Gracia Manso y Vivanco, prior de la Santa Iglesia de Ávila, para que fuera alivio de pobres y caminantes  y que consta de tres plantas. Su patio, que aún conserva el enlosado primitivo, se reedificó en 1797, por dirección de D. Alfonso Regalado Rodríguez, maestro Arquitecto, con obra de ladrillo buena y originalmente dispuesta.

Hospital de Peregrinos en Villar del Pedroso

Fonda Real en Villar del Pedroso

Hospital de Peregrinos en Puente del Arzobispo